octubre 22, 2018

El mejor boxeador del mundo, Terence Crawford, pelea mañana por LMB

El mejor boxeador del mundo, Terence Crawford, pelea mañana por LMB

@jctapiajr

De los más humildes ghettos del norte de Omaha, Nebraska proviene Terence Crawford el mejor boxeador libra por libra del boxeo mundial.

Desde niño se dedicó al pugilismo ya que su vecino Carl Washington tenía un gimnasio de boxeo y desde el comienzo mostró que tenía cualidades extraordinarias.

En el año 2006 quedó de segundo lugar en los guantes de oro de Estados Unidos siendo solo superado por Jesús Méndez, el representante de Texas. Luego de no poder clasificar a los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, siendo superado en las clasificatorias de el equipo de Estados Unidos por Sadam Ali, Crawford decide subir a la profesional.

A finales del año 2010 recibe una llamada de Timothy Bradley quién lo contrata como sparring en preparación para su pelea con Devon Alexander y fue ahí, como sparring de Bradley, que los entendidos del boxeo se empezaron a dar cuenta de lo bueno que podía ser Crawford. El mismo Timothy Bradley le aseguró que muy pronto sería campeón mundial.

Su momento más importante hasta ese momento llegó cuando fue reemplazo de último momento para enfrentar al noqueador colombiano Breidis Prescott en una importante cartelera televisada por HBO y ahí los fanáticos de boxeo se dieron cuenta de la calidad de Crawford.

Ganó sus próximas dos peleas y se convirtió en el retador mandatorio del campeón mundial ligero Ricky Burns, pero tuvo que viajar a Glasgow Escocia para la pelea de campeonato, en la que superó ampliamente a Burns por decisión unánime y cumplió su sueño de ser campeón mundial.

Luego de coronarse, es recibido como un héroe en Omaha, Nebraska y se decide montar su primera defensa en su ciudad natal donde no había combatido desde los guantes de oro del 2006 y su rival sería nada menos que la estrella cubana Yuriorkis Gamboa. Fue en esa pelea donde se consolida como uno de los grandes del boxeo mundial tumbando en varias ocasiones a Gamboa hasta vencerlo por nocaut.

Luego de ese combate hizo una defensa más ante Raymundo Beltran y en su siguiente pelea se coronó campeón en los superligeros, versión Organización Mundial de boxeo, al vencer por nocaut técnico al boricua Thomas Dulorme. Acto seguido, hizo dos defensas exitosas ante Dierry Jean y Henry Lundy, dejando el camino preparado para su pelea unificatoria ante el campeón del Consejo Viktor Postol en un choque entre los dos mejores 140 del planeta.

Postol, el verdugo de Lucas Matthysse, no fue rival para Crawford, quien lo superó por amplia decisión unánime. Luego de dos espectaculares desempeños en defensas ante John Molina y Félix Díaz, se firma una pelea unificatoria por los campeonatos de los cuatro organismos mundiales principales que rigen el boxeo. El namibio Julius Indongo, campeón de la AMB y la FIB sería su próximo rival.

Pero Indongo fue otra víctima más, otro que mordió el polvo ante la excelencia de Crawford, quien lo despachó en tan solo dos asaltos con un mortífero gancho al cuerpo.

Ya ostentando todos los campeonatos de las 140 libras luego de barrer con la división, Crawford sube a buscar su tercer campeonato en diferente categoría, el welter, ante el némesis de Manny Pacquiao, el australiano Jeff Horn, quien también es aplastado por el oriundo de Omaha, Nebraska.

Ya convertido en campeón welter, Crawford realizará este sábado, en vivo desde las ocho de la noche por Lo Mejor del Boxeo, la primera defensa de su campeonato mundial, ante el invicto ex campeón mundial José Benavídez.

Deja Tu Comentario

comentarios