diciembre 05, 2020

Huck quiere medirse a los Klitschko tras conservar su título ante Rossi

Huck quiere medirse a los Klitschko tras conservar su título ante Rossi

www.univision.com

El alemán Marco Huck, que el sábado conservó su título de cruceros de la Organización Mundial de Boxeo (OMB) tras derrotar al argentino Rogelio Rossi por nocaut en Ludwigsburg (Alemania), manifestó su deseo de medirse a los hermanos ucranianos Vladimir y Vitali Klitschko.

Los hermanos ucranianos vienen dominando la categoría de pesos pesados, especialmente después de la victoria del menor, Wladimir, de 35 años, sobre el británico David Haye el pasado mes de julio.

Tras aquel triunfo, Wladimir Klitschko sumó a su colección de coronas la de la Asociación Mundial de Boxeo, a los que se añaden el de la OMB, el de la Federación Internacional (FIB) y el de la Organización Internacional (OIB). Por su parte, Vitali, de 40 años, tiene la faja del Consejo Mundial (CMB).

Pese al impresionante dominio los pesos pesados de estos púgiles ucranianos, Huck, crecido tras su cómoda victoria sobre Rossi, apuntó que su ascenso a esa categoría podría llegar pronto.

«Podría llegar antes de lo que mucha gente piensa», dijo Huck sobre una eventual velada en la que se mediría a los Klitschko. «Todo el mundo puede ver lo que estoy haciendo. En mi categoría, estoy aplastando a todos», afirmó tras conservar su faja de campeón de cruceros.

La posibilidad de ver a este púgil germano, de 1,87 metros de alto y con un peso poco superior a 90 kilos, medirse ante los físicamente superiores hermanos ucranianos es algo que valora el mánager de los Klitschko, Bernd Bonte.

«En teoría, todo es posible. Mi número de teléfono móvil es algo que se conoce, pero Marco Huck tendrá primero que demostrar que puede mantenerse, si asciende de categoría», manifestó el mánager de los ucranianos en declaraciones a SID, agencia filial de la AFP.

Wladimir Klitschko pesa 109 kilos y mide 1,98 metros, mientras que su hermano está en 110 kilos y 2,01 metros de alto, por lo que su físico está muy por encima del que presenta Huck, que demostró el sábado atravesar un buen momento de forma.

A sus 26 años, Huck defendía su cinturón OMB por octava vez y logró su 25 triunfo por nocaut. El sábado, el alemán controló el combate desde el principio y envió a su rival al suelo en el tercer asalto.

Rossi se fue al tapiz dos veces en el quinto asalto, quedándole el ojo derecho en mal estado, hasta que en el siguiente round Huck dio un potente golpe de derecha al argentino, que cayó y necesitó atención médica antes de recuperar el conocimiento.

«Todo fue bien, soy todavía campeón», declaró Huck, cuyo palmarés es ahora de 34 victorias y una derrota.

Rossi, de 30 años, cosechó su tercera derrota frente a 17 victorias, 11 de ellas por nocaut.