septiembre 23, 2020

Murió como Campeón

Murió como Campeón

Por: Daniel Alonso, Lo Mejor del Boxeo

En medio de la pandemia, la comunidad panameña amaneció el lunes 29 de junio con la triste noticia de que murió Ernesto “Ñato” Marcel, el campeón mundial #6 del boxeo panameño. Tenía 72 años de edad.

No fue el virus asesino el que acabó con su vida, sino una larga y penosa enfermedad que lo fue minando hasta sucumbir ante lo irreversible.

Recién el sábado pasado, Lo Mejor del Boxeo presentó su memorable batalla contra Antonio Gómez en Maracay, victoria que le valió la conquista del campeonato mundial pluma de la AMB. “El Ñato” colonense había derrotado al “León de Cumaná” de manera categórica, que debió ser unánime, pero un juez presentó tarjeta de empate.

En ese momento inició oficialmente su reinado, que en justicia se retrasó un año, por aquel fallo de empate en Japón ante Kuniaki Shibata, resultado inconcebible a juzgar por lo que Marcel mostró en el ring de Matsuyama.

Vendrían las defensas titulares ante Enrique García de México, Sigemitsu Nemoto de Japón, la revancha con Gómez y finalmente el apoteósico triunfo sobre Alexis Arguello, el más grande boxeador nacido en Nicaragua y uno de los mejores peleadores latinos que han existido.

Marcel tomaría una decisión difícil para cualquier atleta. Poder precisar el momento oportuno para el retiro, es algo que pocas veces se logra. Siempre surgen recomendaciones, valoraciones e intereses que suelen postergar el fin de una carrera. En el caso de “El Ñato”, lo hizo en la cresta de la ola, en el momento cumbre de su popularidad y condición de campeón.

Imagino que muchos no estarían de acuerdo. ¿Por qué retirarse siendo campeón, si puede hacer una defensa más y ganar miles de dólares? Es la interrogante lógica que debió surgir. Además, solo tenía ocho años de carrera y veintiséis años de edad. Era joven, fuerte y brillante.

Ciertamente, problemas con el peso y una promesa hecha a su madre pesaron lo suficiente para que Ernesto Marcel colgara para siempre los guantes. Y subrayo para siempre, porque es muy común en los boxeadores retornar al ring, cuando se acaba el dinero o sencillamente cuando se extrañan los aplausos.

Ernesto Marcel se retiró siendo campeón mundial. Es el único panameño que lo ha hecho. Igual como en su momento lo hizo Rocky Marciano, y más recientemente Ricardo “Finito” López, Joe Calzaghe y Floyd Mayweather, el colonense supo decir hasta aquí, dejando un legado difícil de igualar.

Se fue el campeón mundial # 6, y se convirtió en el # 6 de nuestros monarcas fallecidos, uniéndose a Al Brown, Alfredo Layne, Pedro Alcázar, Eusebio Pedroza y Jaime Ríos.

Así lo recuerdo hoy, cuando abandonó este mundo terrenal. Se fue como lo que es, un campeón mundial.

Deja Tu Comentario

comentarios