diciembre 01, 2020

Nuevamente campeón Abner Mares tras vencer a Jesús Cuéllar

Nuevamente campeón Abner Mares tras vencer a Jesús Cuéllar

LOS ANGELES — El pugilista mexicano Abner Mares logró una discutida decisión mayoritaria frente al argentino Jesús Cuéllar para despojarlo de la corona mundial de peso pluma de la Asociación Mundial de Boxeo en la arena USC Galen Center, en Los Angeles, California, logrando así su cuarta corona universal.

http://espndeportes.espn.com/boxeo/nota/_/id/2884371/nuevamente-campeon-abner-mares-tras-vencer-a-jesus-cuellar

Luego de que el mexicano derribara al hasta entonces monarca en el undécimo episodio, todo parecía indicar que Mares se encaminaba a una clara victoria, pero dos de los jueces lo vieron ganar, 117-110 y 115-112, mientras que el tercero le daba el triunfo al sudamericano, con su tarjeta de 116-111, en favor de Cuellar.

El triunfo de Mares (30-2-1, 15 KO), se fundamentó en su mejor desempeño en cuanto a lo estratégico y debe darse crédito al trabajo de su esquina, con Robert García, quien además de tener muy bien estudiado a Cuellar, a quien entrenó durante dos años, fue notorio que le ganó la partida de ajedrez al experimentado Freddie Roach.

IMG_2004Abner inició el combate, en el campo que mejor domina el sudamericano, que es el intercambio de golpes, el cuerpo a cuerpo.

Pero a partir del cuarto episodio, el tapatío cambió su plan, y empezó a boxear sobre la punta de los pies. Dejo de ofrecer un blanco fijo al hasta entonces campeón y de esa forma, la película cambió totalmente en su guión.

Peleando en contragolpe, Mares se las ingenió para conectar lo mejor de su repertorio, con su jab de izquierda y su remate de derecha, mientras, paulatinamente, Cuéllar iba cayendo en la desesperación, ya que no encontraba a su rival para dispararle lo suyo, principalmente, la izquierda.

Boxeo Digital: Regresa Chávez Jr.
El equipo de boxeo de ESPN Digital analiza la acción el sábado, que incluyó el regreso de Julio César Chávez Jr. así como la coronación de Abner Mares y cuatro peleas más de título mundial.

Escúchalo
Desde la campana inicial, Mares llevó la iniciativa con su jab de izquierda, al tiempo que disparaba la derecha en gancho, con golpes por afuera y algunos a las partes blandas.

Sobre el final del episodio, Cuellar lanza dos zurdas que aterrizan en el rostro del retador.

Para la segunda vuelta, se vé a un Cuellar más agresivo pero el mexicano acepta el intercambio de cuero y Mares logra una buena combinación a dos manos, pero la mejor tajada se la lleva el argentino, que logra sólidos golpes a la humanidad del tapatío.

Mares pelea en reversa en el tercer acto, porque Cuéllar lo lleva hasta las cuerdas, lanzando golpes, con sus manos como aspas de hélice, aunque el mexicano también lograba dos derechazos al rostro del campeón.

A partir del cuarto round, el retador intentó boxear más que intercambiar pólvora, pero hace estallar buenos golpes, mientras que el réferi se muestra atento a los cabezazos.

Abner boxea sobre piernas en el quinto asalto, pero logra buenas combinaciones, con jab de zurda y remate de derecha, en tanto Cuellar parece confundido.

Para la sexta vuelta, el retador mantuvo la tónica en su estrategia de no ofrecer un blanco fijo, pero Cuéllar lo encuentra, al final, con sólida derecha. Cuellar toca la lona con sus guantes durante el séptimo acto, pero se considera como un resbalón, en un buen momento de Mares, mientras que el boxeador argentino era amonestado por no acatar la orden de parar de tirar golpes, durante un abrazo.

En el octavo, Mares se quejó de cabezazo, pero lleva el control de la contienda, a pesar de una buena zurda de Cuéllar al final del episodio.

La novena vuelta, tuvo de todo. Choque de cabezas, golpes después de la campana final, por parte de Mares, algo que provoca las quejas de Cuellar.

En el décimo, el réferi advierte a Cuellar, sobre algunos golpes sucios, mientras que Mares sigue en la suya, pues conecta los mejores golpes. En el siguiente acto, el penúltimo, el campeón aterriza con sus posaderas en lona con un derecha limpia al rostro, conectada por Mares.

Cuellar se mostró aturdido, el mexicano lanza una seguidilla de golpes, pero no logra terminarlo.

En el último episodio, Mares pecó de soberbio, ya que, sintiéndose el ganador, realizó ciertos alardes, alzando su mano derecha y a sobre el final, izaba las dos extremidades, en señal de victoria, algo que le pudo costar muy caro.

Cuellar se queda ahora con marca de 28-1-1, con 21 KO.