diciembre 04, 2020

Takashi Miura vence por KO a Billy Dib

Takashi Miura vence por KO a Billy Dib

El viernes 1 de mayo en Ota City General Gymnasium de Tokio hubo una función de boxeo por presentación de un campeonato mundial de peso superpluma del Consejo Mundial de Boxeo(CMB o WBC) por trasmisión de TV terrestre en el programa de “Diamond Glove Special” para todo Japón bajo la promoción del influyente japonés Akihiko Honda.

Por el título superpluma del CMB a 12 rounds, se realizó un duelo nipo-australiano entre el zurdo monarca nipón Takashi Miura(29-2-2/22KOs), de 30 años de edad y de Teiken Boxing Gym de Tokio, y el retador australiano #6CMB clasificado mundial y ex campeón universal pluma del CMB, el sidneyes Billy “The Kid” Dib(39-4/23KOs), de 29 años de edad y desde Sidney, New Southwales, Australia.

miura

El zurdo rey superpluma del CMB Takashi Miura hizo gala de demostrar su poder noqueador a mil maravillas a fuerza su barreta inequívoca e hizo valer su apodo de “Bombardero de la Izquierda” a toda la fanaticada boxística japonesa y a un gran número de televidentes en este archipiélago nipón presentando una mejor performance de la flor y nata del boxeo profesional, que es un impresionante KO.  Al ver la escena dramática del KO de esta noche producida por Takashi Miura, nadie puede menos de maravillarse de la magnificencia de la potencia noqueadora del campeón mundial japonés.

Gracias a su cerebro de hielo y el coraje de fuego a la hora de la verdad en el ring, Takashi Miura fue capaz de anotarse una valiosa victoria por KOT a los 1:29 segundos del tercer round sobre Billy Dib para salir exitoso en la cuarta defensa de su título que conquistó en 2013 en Tokio, Japón al imponerse por KOT en el noveno round al mexicano Gamaliel “Platano” Diaz.

Takashi Miura sabe que Billy Dib es un bravo peleador ex campeón mundial pluma, y con este motivo, subió al ring con una mentalidad batalladora como si fuera un retador para no incurrir en descuido ni siquiera un poquito conforme al lema de “Si no se atreve a arriesgar a perderlo todo en el momento más preciso, no se puede conseguir nada” según el famoso proverbio del gran Muhammad Ali. No hay lo imposible a no ser de que pierda santas ganas. Así fue la historia de este duelo nipo-australiano en favor del local Takashi Miura.

Por: Hisao Adachi