Foster no le teme a la adversidad

Compartir:

O’Shaquie Foster, campeón del CMB del peso súper pluma, noqueó a Eduardo ‘Rocky’ Hernández en el último asalto en una difícil pelea.

Después de 11 asaltos, Foster estaba perdiendo en dos de las tres tarjetas de los jueces, pero consiguió un ansiado nocaut que le otorgó una victoria definitiva.

Esta fue la primera defensa de Foster desde que venció a Rey Vargas para coronarse campeón y fue un éxito, a pesar de las adversidades que enfrentó durante el combate el sábado pasado.

«Dije con Rey Vargas que realmente no lo sentí cuando gané el título», le dijo Foster a Lewis Ward de Matchroom Boxing. «Este, lo sentí. Me demostré a mí mismo y a todos quien realmente soy”.

«Adversidad, estoy aquí y vas a tener que caminar a través del fuego conmigo».

«Les mostré que podía noquearlo», señaló Foster, quien extendió su actual racha de victorias de doce peleas. «Mis habilidades superan mi poder, así que tratan de desacreditarlo. Sabía que lo iba a noquear tarde que temprano”.